Páginas vistas en total

domingo, 22 de septiembre de 2013

PLD hace lo que nunca hizo el gobierno del '63

PLD hace lo que nunca hizo el gobierno del ‘63 · Raúl Pérez Peña (Bacho) PANCARTA “La gente que aspira gobernar y ganar sueldos altos que se le paga con dinero del pueblo, no puede llegar a puestos importantes. Los que hacen eso son unos irresponsables, pero además, unos vividores que engordan con la sangre de las mujeres y los hombres y los niños de este país y merecen el repudio más enérgico de todos los dominicanos”. Juan Bosch. (Obras completas, tomo II). “Los dominicanos saben muy bien que si tomamos el poder no habrá un peledeísta que se haga rico con los fondos públicos; no habrá un peledeísta que abuse de su autoridad en perjuicio de un dominicano; no habrá un peledeísta que le oculte al país un hecho incorrecto, o sucio o inmoral”. Juan Bosch 1986. Los apóstoles de la partidocracia dominicana no toleran el derecho a enjuiciar a los funcionarios corruptos o parásitos sociales. Frecuentemente se escuchan apologías a nuestras “conquistas democráticas” durante los 50 años transcurridos desde el golpe de Estado a Juan Bosch. Ciertos pontífi ces de la comprensión para no herir los poderes o para cohabitar con ellos, pretextan que vivimos “una democracia imperfecta”. Subyace un insulto a miles y miles de dominicanos sacrifi cados durante décadas por un régimen de dignidad social y soberana. Comience con la Raza Inmortal, 1959 y los mártires de la clandestinidad antitrujillista, pasando por el golpe de 1963 al gobierno de Juan Bosch, citando los caídos en la respuesta insurreccional del Movimiento Revolucionario 14 de Junio, y haga una parada en la Guerra de Abril de 1965. Se dice que hay “delincuentes sueltos”, pero no se admite que abundan ministros siniestros, de manos diestras, “blindados” por la OTAN morada. Es que el PLD-Gobierno hace lo que nunca hizo el de 1963. Primero megacorrupción y ahora megaimpunidad. ¿Cuántos tiburones de la corrupción hay presos? En este PLD-Gobierno rige, como en México, “la lógica de la dominación, porque la élite gobernante quiere permanencia, impunidad, ser intocable y benefi ciarse a sí misma”. Hay que comparar la actualidad con el gobierno tumbado en 1963, ajeno a la enajenación de los recursos públicos. Hoy las calles son vitrinas de la opulencia y de la corpulencia de las torres, mansiones y de la mega corrupción rodante e irritante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.