Páginas vistas en total

jueves, 29 de septiembre de 2011

Nuestro alzamiento armado: Testimonio

PANCARTA
Nuestro alzamiento armado: Testimonio

Raúl Pérez Peña (Bacho) columnapancarta@yahoo.com

“Las derrotas militares son huérfanas, mientras las victorias atraen centenares que aplauden efusivamente”.Proverbio oriental.

Septiembre marca el aniversario del golpe aquí y en Chile. En Ecuador sucedió una frustrada intentona.

En interés del acopio de conocimientos de una juventud dejada a la intemperie en temas históricos, redacté este breve resumen del alzamiento armado que articuló el Movimiento Revolucionario 14 de Junio en respuesta al golpe de Estado que el 25 de septiembre de 1963 derrocó a Juan Bosch, presidente Constitucional de la República Dominicana. Desde que se decidió tomar las armas en respuesta al golpe, el doctor Juan Miguel Román fue designado comandante del Frente Gregorio Luperón para operar en las norteñas montañas de Altamira, entrando por El Limón, próximo a Navarrete. El comisario político sería el también abogado Sóstenes Peña Jáquez.

En el grupo seleccionado se incluyó a quien escribe y al ingeniero Rodrígo Lozada, un mártir ignorado procedente de Guayubín.Simultáneamente, el Movimiento Revolucionario 14 de Junio programó sendos alzamientos guerrilleros por las lomas de San Francisco de Macorís, Bonao, Enriquillo, al Sur, las montañas orientales y por El Rubio, cordillera central, donde participaría nuestro consagrado líder Manolo Tavárez.Pautado para final de noviembre, la muerte violenta de J. F. Kennedy forzó un breve retraso de nuestro alzamiento por las seis zonas montañosas.

Un titán ignorado de la resistencia urbana, José Saleta, hermano del gran Saulio Saleta, recrea con asombrosa memoria los pormenores de la víspera del alzamiento que vivimos en Santiago.

La cañada vecina a la PCMM en Santiago fue punto de partida de nuestro frente Gregorio Luperón y de la mayoría de los integrantes del frente Enrique Jimenes Moya que subiría por Las Manaclas.Es de honor citar a “Ponono” Minaya Fernández, Enriquito Almánzar y Guancho Escaño, quienes cayeron abatidos por el fuego enemigo durante nuestra permanencia en las montañas.

Con altas y bajas, la trayectoria de los más de 20 compañeros alrededor de Altamira, arroja un balance de múltiples aspectos en su enfoque histórico. El Movimiento Revolucionario 14 de Junio tiene una alta cuota de sangre en el rescate de la constitucionalidad, desde noviembre de 1963 hasta la guerra de Abril de 1965. Homenaje imperecedero a todos los mártires y a Manolo Tavárez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.